lunes, 10 de enero de 2011

Calla tristeza


El 10 de enero de 1904 nace en Guadalajara, Jalisco, Gonzalo Curiel, talentoso niño que tuvo acceso desde pequeño a diferentes instrumentos musicales que adoptó y cultivó con seriedad. A muy corta edad tocaba piano, violín, mandolina y guitarra.

Como era de esperarse, el joven Gonzalo estudió música y no en cualquier lugar. Pudo matricularse en la academia Zez Conprey de Los Ángeles, California, de donde regresó victorioso, creativo, aunque, hay que reconocerlo, taciturno, a decir de los temas abordados por sus canciones.

Curiel es uno de los músicos mexicanos más singulares. Sus boleros, a quienes les ayudaría una mejor letra, son de largos alcances musicales, con elaborada y exquisita instrumentación. Al morir en un accidente automovilístico a los 54 años de edad, Gonzalo Curiel deja tras de sí obras sinfónicas y de concierto, además, claro, de sus famosos boleros encabezados por Vereda Tropical, Calla, Temor e Incertidumbre.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada