martes, 26 de abril de 2011

La fuga



En 1976 todo era más sencillo. El país era más sencillo. El propio crimen. Yo terminaba el último año de preparatoria y cada día fabricaba ilusiones sobre mi inminente viaje a la capital de México, a donde iría a estudiar una carrera universitaria.

Entonces los narcotraficantes eran especies exóticas, y en torno de los grandes delincuentes se fabricaban toda clase de mitos y exageraciones. Como escribió alguna vez el periodista Jesús Blancornelas: “quedábamos deslumbrados cuando pillaban a los mafiosos”, como quedamos maravillados con la fuga de un delincuente gringo con nombre novelesco, David Kaplan, que escapó del penal de Santa Martha en un helicóptero que bajó por él hasta el mismísimo patio, como en una película de James Bond.

El 26 de abril de 1976, otro narcotraficante de novela, llamado Alberto Sicilia Falcón, se fugó de la cárcel del palacio negro de Lecumberri, a través de un túnel. Sicilia Falcón fue uno de los primeros narcos, en el echeverriato, que había sido agente de la CIA y amante de Irma Serrano (la amante del expresidentes Díaz Ordaz). Sicilia era de origen cubano y en ese momento tenía 31 años de edad, pero muy bien vividos. Traficaban con goma y mariguana y había montado una red entre Sinaloa y el suroeste de Estados Unidos, que terminaba en las calles de Nueva York y Los Ángeles, Miami y Chicago, Detroit y Washington. Antes de su captura se dice que tenía en su nómina a toda la ciudad de Guadalajara, pues entre sus atributos, además de mucho dinero, estaban su distinguida presencia que lo relacionó con la crema y nata de la “sociedá”. Por lo menos esa fue la impresión que se llevó Jesús Blancornelas cuando lo visitó en la cárcel: “El cubano Alberto Sicilia Falcón operaba en México y era todo un galán. Manejó cocaína como nadie hasta la fecha. Por lo menos han transcurrido 40 años desde su captura. Parecía artista de cine. Tenía mucha clase.” *

Sicilia Falcón es uno de los cuatro narcos, de setenta, fugados de cárceles mexicanas y recapturados unos días después. Purgó su condena y al parecer fue soltado a principios de los años noventa.


* http://www.suracapulco.com.mx/anterior/2000/diciembre/05/pag15.htm






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada