lunes, 13 de junio de 2011

Día del poeta



Este día tendría que estar dedicado a la poesía. Festivales municipales y estatales. Los poetas tiernos y maduros recitando poemas en las plazas, en los cafés y en los famosos medios. Brindis y medallas, discursos y ponencias. Los poetas excelsos y los mediocres, juntos por 24 horas con el pretexto de sus hábitos creativos, sus aficiones eruditas o modestas.

“El pequeño mono me mira...
¡Quisiera decirme
algo que se le olvida!”

Gracias José Juan Tablada. Háganle campo a don Amado; ahí viene Sabines ¿no son acaso Cuesta y Villaurrutia los que tocan la puerta? Ahí está Paz, Becerra, Díaz Mirón.
González Martínez, López Velarde, Reyes, Pellicer, Leduc, Nandino, Gorostiza, Torres Bodet, Novo, Owen, Huerta, Michelena, Chumacero y tantos más. No hay nadie, por supuesto, todos han muerto, pero están sus poemas, están los ecos que han dejado sus versos y hoy, Día del Poeta, los sacamos a la luz a que se oreen.

El 13 de junio de muy diversos años es un día de poetas. Nace en Portugal Fernando Pessoa, en 1888; nace el admirado poeta argentino Leopoldo Lugones en 1874, así como el poeta y ensayista paraguayo Augusto Roa Bastos; por su parte, muere en 1901 el popular poeta español Leopoldo Alas “Clarín”.

No existe el día del poeta pero qué importa, aquí lo hemos inventado.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada