sábado, 20 de junio de 2009

Honestidad


Mi perspectiva para el día de hoy no es homogénea. Aunque una especie de estabilidad se apodera de todo el rostro. No hay desequilibrio, digamos. Es evidente que me interesan más de un asunto, lo que da cierta dispersión a mi día, como si quisiera hacer muchas cosas y no supiera por cuál empezar. Haré primero la uno, luego la dos y así, pero ¿qué es exactamente lo que quiero hacer? Si fuera honesto no haría ninguna de las cosas que voy a hacer. Si fuera honesto conmigo mismo estaría haciendo otra cosa, ya sé, ninguna de las cosas que voy a hacer finalmente el día de hoy. Las haré, ni modo, pero tengo que reconocer que no estoy siendo suficientemente honesto conmigo mismo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada